¿Cómo hacer un exfoliante de aceite de coco?

Las soluciones caseras en materia de belleza y salud son una gran alternativa a las cremas y productos vendidos en negocios. En este caso hablaremos de un exfoliante de aceite de coco con una gran cantidad de beneficios para nuestra piel.

Este exfoliante en base a azúcar y aceite de coco es una gran forma de exfoliar e hidratar la piel, limpiar el maquillaje y los restos que deja, prevenir y combatir los signos del paso del tiempo como arrugas y flacidez.

La combinación de los granos de azúcar para exfoliar, sumados a los beneficios de los cuales tanto hemos hablado del aceite de coco, son un combinación perfecta tanto para el rostro como para el resto del cuerpo.

exfoliante de aceite de coco

Usos de un exfoliante de azúcar y aceite de coco

Hidratar y exfoliar: para esto es importante que el azúcar no se derrita, ya que lo que queremos aprovechar es la consistencia granulosa del azúcar, lo que le dará la capacidad para eliminar las células muertas de la piel, limpiar los poros, eliminar suciedad y los restos de maquillaje.

Mientras que el azúcar hace su trabajo el aceite de coco se encargará de hidratar la piel y estimular el crecimiento de nuevas y saludables células.

Desmaquillante: el exfoliante en base a azúcar y aceite de coco es una excelente forma de remover el maquillaje, siendo una alternativa saludable y menos invasiva a los productos que comúnmente se venden para tal fin.

Antioxidante: la cara es una de las zonas más expuestas del cuerpo a los residuos y contaminantes que hay en el medio ambiente. Si nos ponemos a pensar es la única parte del cuerpo que todo el día está descubierta.

Este maltrato puede acelerar el proceso de descomposición celular y estrés oxidativo, lo que da lugar a arrugas, manchas en la piel, y otros inconvenientes.

El exfoliante de azúcar y aceite de coco permite combatir esta exposición reduciendo los signos visibles y los efectos del medio ambiente en el rostro.

¿Cómo hacer un exfoliante de aceite de coco y azúcar?

Para hacer esta preparación solo vamos a necesitar ¼ taza de azúcar y media taza de aceite de coco.

Ambos productos deben integrarse a la perfección, para lograr esto el aceite de coco debe estar a temperatura ambiente, recuerden que su punto de fusión es muy bajo por lo que si utilizamos el microondas u otra forma de cocción se derretirá.

Además de estos dos ingredientes pueden agregarse otros “condimentos” a la mezcla, como por ejemplo aceites esenciales, o cáscara de limón o naranja rayada, aprovechando también los beneficios que esto tiene.

Si vas a utilizar aceites esenciales, es conveniente que con anterioridad leas cuál es el efecto que tendrá en la piel, existen muchos sitios en internet capaces de explicar los beneficios de cada aceite. Además no es necesario utilizar más que unas pocas gotas de aceite (recuerden que los aceites esenciales son la forma más concentrada de aceite).

La mezcla base de aceite de coco y azúcar puede conservarse por más de 6 meses, aunque es necesario tener en cuenta que si elegimos ponerle cáscaras de cítricos el tiempo de conservación se puede reducir.

¿Cómo utilizar el exfoliante de aceite de coco y azúcar?

Una ve hecha la mezcla, debes aplicarlo sobre la piel del rostro con masajes circulares muy suaves, verás que en poco menos de un minuto el aceite de coco será absorbido por la piel.

Este exfoliante casero también puede ser utilizado para aplicar sobre los pies y las manos, y cualquier zona que parezca reseca. También se pueden aplicar sobre el pelo para aprovechar los beneficios del aceite de coco en el cabello.

Eso es todo, esperamos que este exfoliante de aceite de coco y azúcar te sirva, relaje y mejore la piel de tu rostro. Nos vemos en el próximo artículo de nuestro sitio web.

Leave a Reply